El año pasado viví la experiencia organizar una comunión, la de mi primer hijo, fue un día muy especial y disfrutamos muchísimo toda la familia.

Me hubiese encantado que alguna amiga me hubiese contado su experiencia y me hubiese aconsejado, pero soy madre joven y de todas mis amigas y familia siempre soy la que abre la veda, me casé la primera, tuve hijos la primera y en consecuencia, en cuestión de celebraciones siempre soy la primera.

Os quiero contar “a toro pasado” todo aquello en lo que creo que acerté y lo que no repetiré.

Por supuesto esta es mi experiencia y lo que me fue bien a mi no tiene porque ir bien a los demás, solo espero ayudar un poquito a todas las que estáis viviendo ahora mismo este momento.

PRIMER CONSEJO: Disfruta mucho, siempre positiva, es una fiesta preciosa, con todo el mundo al que quieres, lo importante es que ese día estés tranquila y que te dejes llevar, todo irá bien, siempre sale bien.

Os dejo un listado de los pasos para organizar una comunión, mis aciertos y mis errores.

organizar una comunionSomos una familia muy extensa, así que opté por alquilar una chalet, sin horarios.

  • Acierto: Para mi situación familiar, elegir esta opción fue un acierto, además la casa tenía un gran salón cubierto en el que podíamos celebrar la comunión en caso de lluvia, cosa para mí imprescindible
  • Error: No estuve encima de los dueños de la casa y el día de antes el jardín estaba un poco descuidado, tuvimos que pasarnos la tarde de antes haciendo de jardineros.

organizar una comunionContratamos un catering que además de comida, incluía alquiler de mesas y sillas, menaje, carpas…todo lo hicimos en color arena y rojo, quedó muy bonito.

  • Acierto: Hice muchas cosas DIY: Banderines, caminos de mesa en cuadro de vichy rojo, pompones blancos y rojos que colgué de los árboles, centros de mesa con cestas y flores secas.
  • Error: Hizo mucho calor y faltaron sombrillas. Me pasé con la decoración, hice tantas cosas que muchas no las llegué a poner.

organizar una comunionSabemos que los niños no comen en este tipo de eventos, el plato de arroz se queda entero a no ser que alguien con mucha paciencia se siente a su lado y le obligue a comer hasta que termine.

  • Acierto: El menú de los niños fue una gran mesa, sin sillas (si,si comieron de pie). En la mesa había grandes fuentes, una con perritos calientes, otra con hamburguesas, otra con pizzas, varias con aperitivo (gusanitos, aceitunas…) y de postre un helado.
  • Error: Aquí diría que no me arrepiento de nada, quizás tener en cuenta las alergias de algún invitado para que pueda comer ya que todo el menú tiene gluten y lactosa, en mi caso no había ninguno así que a todos los niños les encantó.

organizar una comunionNo fue una comida con mesas asignadas, había mesas altas, bajas y redondas grandes, de esta forma cada uno se sentaba donde quería y la comunión transcurrió de forma muy relajada.

  • Acierto: Reservar un par de mesas para la gente mayor, y el resto dejarlos libres, se relacionaron las 2 familias muy bien y fue muy divertido.
  • Error: Hubo poca comida y tuvimos que improvisar una barbacoa. Mi consejo es controlar bien con el catering las cantidades y pedir de más, siempre es mejor que sobre.

 

organizar una comunionAquí me detengo y os lo digo alto y claro, CONTRATAD UNA ANIMACIÓN DE CALIDAD Y PROFESIONAL, es la clave del éxito, sobretodo si hay muchos niños y no quieres que se conviertan en salvajes.

  • Acierto: Lleve unas porterías pequeñas y los chicos jugaron a futbol toooodo el día.
  • Error: GRAN ERROR. NUNCA AHORRES EN ESTO. Contraté a unos mayores del colegio al que van mis hijos, y no es culpa de ellos, simplemente no eran profesionales, estuvieron perdidos.

 

organizar una comunion

Yo no quería poner, soy poco amiga de los convencionalismos, y me da rabia hacer las cosas simplemente porque están de moda, pero al final fue un acierto, se terminaron todas, a los papas también nos gustan las chuches y además quedó un rincón precioso en el jardín.

organizar una comunionYo quería algo especial, algo que mi hijo sintiese muy suyo, para sentirse parte del proceso de organizar una comunión, así que se me ocurrió que se dibujase a si mismo y convertir ese dibujo en su recordatorio. Él se dibujó con Jesús a su lado, en plan Jesucristo superstar, y a mí me encantó que viese a Jesús de esa manera, tan cercano y amigable.

  • Acierto: A él le encantó la idea, le gusta muchísimo dibujar y se emocionó mucho cuando los recordatorios llegaron a casa. Si a tu hijo no le gusta dibujar o prefieres unos recordatorios más clásicos, te recomiendo estos:
    • Nelly a mano: Lo hace personalizado y según las aficiones del niño. Ideal.
    • El plumier de Ana: Lo hace personalizado y según las aficiones del niño con un toque clásico. Ideal.
  • Error: Hice muchísimas, tengo recordatorios en un cajón para hacer 2 comuniones más. También fue un error que los repartiese después de comer. En ese momento él ya estaba jugando y no le apetecía pararse a entregarlos, así que mi consejo es que los entregue en el aperitivo o cuando ya no esté jugando.

En el tema de las fotos tuve muchas dudas, mi familia es muy artista, mi padre y mi primo son grandes aficionados a la fotografía, así que los llamé y les pedí que ese día hiciesen fotos. Se llevaron la cámara “buena” e hicieron fotos preciosas.

  • Acierto: Las fotos son una pasada porque delante de un abuelo o un primo el niño no tiene vergüenza, y consigue esa naturalidad que no consigues con un fotógrafo. Haciendo una recopilación de sus fotos, más las que hice yo, más otros familiares con el móvil, hice un álbum Hoffman que quedó muy resultón.
  • Error: Cuando la cerveza y el vino empezaron a hacer efecto, las fotos empezaron a decaer hasta ser inexistentes jajaja. Así que del final de la comunión tengo pocas poquísimas.

organizar una comunion

Y último pero no menos importante. TUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUU. ¡No te olvides de ti!

  • Acierto: Ninguno
  • Error: Todos. No tomé el sol, no hice dieta y me compré el vestido 2 días antes de la comunión, con prisas y de mal humor, lo cual me recuerda al post de “madres imperfectas, hijos felices” y cuando me miro en las fotos pienso…imperfecta soy un rato, espero que eso les haga muy felices .

Y eso es todo, espero haber arrojado un poco de luz y que os sirva mi experiencia tanto en lo bueno como en lo malo.

¡Nos vemos por las redes!

organizar una comunion